0,00€ Total
9781795835350

SOLO UN JESUS MARICA PUEDE SALVARNOS

13,99 €

9781795835350

REFLEXIONES CRISTIANAS EN CLAVE GAY

Autor CARLOS OSMA
Encuadernación: Rústica
Páginas: 164
Tamaño: 140mm X 215mm

"Ya de entrada, el título de este libro anuncia a lectoras y lectores que nos espera una aventura fuera de lo común: Solo un Jesús marica puede salvarnos. Y

Información Extra
"Ya de entrada, el título de este libro anuncia a lectoras y lectores que nos espera una aventura fuera de lo común: Solo un Jesús marica puede salvarnos. Y no cabe duda: el contenido responde a esta advertencia inicial... Lo que aporta Carlos Osma es a su vez innovador. Su estilo y su tono le son propios, y aborda temas comúnmente ignorados o poco comentados en la literatura teológica de nuestro tiempo. Invito, por tanto, a las personas que se disponen a leer el libro que aquí se presenta a dejarse inspirar, asombrar y provocar y a seguir reflexionando sobre el significado que puede tener el reino de Dios para nosotras y nosotros". Dr. Renato Lings.
Carlos Osma es Licenciado en Matemáticas y trabaja como profesor en Barcelona. Es Diplomado en Ciencias Religiosas y Posgrado en Diálogo Interreligioso. Hace más de diez años empezó a escribir artículos sobre fe y diversidad sexual y de género, que han sido traducidos a diversos idiomas y se han publicado en varias revistas cristianas progresistas, o en su blog personal: El blog de Carlos Osma (Homoprotestantes). Este libro es una selección de varios de estos artículos, en los que Carlos Osma nos invita a dejar atrás las lecturas fundamentalistas de la Biblia, con las que se pretende oprimir a las personas LGTBIQ, para buscar otras que sean liberadoras. "Si logramos romper los muros de homofobia e intransigencia con el que el conservadurismo cristiano ha rodeado la Palabra liberadora del evangelio de Jesús, y somos capaces de leerla como personas LGTBIQ, con nuestras contradicciones, nuestras experiencias y la riqueza de nuestra diversidad; es posible que encontremos en la Scriptura la Palabra que Dios quiere dirigirnos". Carlos Osma